Prevención de riesgos ante posible accidente con animales ponzoñosos

Calificación
(0 votos)
<- Mapa Interactivo

Escrito por: Oscar Martínez Ventura

Objetivo

Identificar las acciones preventivas para evitar llegar a un accidente o enfrentamiento con animales ponzoñosos mediante la técnica de: Antes, Durante y Después.

Definiciones

Animal ponzoñoso:
Todo ser vivo capaz de generar un daño potencial a la salud de un ser humano (que tiene veneno).

Mordeduras:
Son heridas ocasionadas por los dientes de un animal o por el hombre. Se caracterizan por ser laceradas, avulsivas (desgarro o pérdida) o punzantes, presentar hemorragias y a veces shock. Una persona mordida corre alto riesgo de infección, entre ellas el tétano, porque la boca de los animales está llena de bacterias; en el caso de ofidios (serpientes) los colmillos son canales de circulación de veneno, por lo que, con su mordedura, inocularán la toxina.

Picaduras:
Las picaduras son pequeñas heridas punzantes producidas principalmente por insectos, artrópodos y animales marinos a través de las cuales inyectan sustancias tóxicas que actúan localmente y en forma sistemática en todo el cuerpo.

Técnica del Antes, Durante y Después

Antes:

  • Identificar los animales ponzoñosos cercanos a tu lugar de origen o, si te encuentras, en una zona distinta, infórmate acerca de la fauna de dicho lugar.
  • Una vez que tengas una relación de los animales ponzoñosos (ofidios, arácnidos, alacranes etc.), es importante que identifiques el hospital que cuente con atención a estos eventos más cercanos a tu localidad.
  • Si realizas una actividad al aire libre, o te ausentas de tu vivienda por algunos días, es importante que realices una inspección visual detallada en los rincones o zonas de poco acceso, a fin de localizar rastros o huellas de presencia de animales ponzoñosos (recuerda que muchos insectos o animales pequeños estarán ahí sin ser vistos).
  • Mantén hábitos constantes de limpieza.
  • No te acerques a nidos identificados de arañas, avispas u orificios en la tierra que pudieran ser madrigueras.

Durante
Si tienes identificada la presencia de un animal o insecto ponzoñoso (ofidios “serpientes”, arácnidos, alacranes etc.), es importante que de forma inmediata valores dos “REALIDADES”, primero: estás capacitado, sabes y tienes experiencia en su captura; segunda: no estás capacitado, ni tienes experiencia en manipulación de animales ponzoñosos nociva.
Si cuentas con los conocimientos y experiencia en manipulación de animales ponzoñosos, no olvides tu equipo de protección personal, asegurar el área y actuar de forma tranquila ante tu experiencia.

Si no cuentas con el conocimiento y la experiencia, sigue las siguientes recomendaciones:

  1. Identifica el área y no lo pierdas de vista.
  2. No le des la espalda.
  3. Retira a los niños que estén presentes en la zona.
  4. Pide ayuda (números de emergencia en México 911,065 y 066).
  5. No trates de capturarlo o matarlo.
  6. Mantente a una distancia segura donde no lo pierdas de vista y sea dificil que te pueda atacar.
  7. Mantén la calma.

Después
Si llegamos al caso de un ataque real por animales ponzoñosos, es importante que se consideren varios aspectos, los cuales serán de suma importancia para la atención médica necesaria.

  1. Pedirle a la persona afectada que guarde la calma.
  2. Solicitar ayuda inmediata (números de emergencia en México 911,065 y 066)
  3. Descubrir la herida.
  4. Si sabes primeros auxilios y cuentas con equipo para tal efecto, puedes aplicar compresa fría o hielo, actúa conforme a los protocolos de tu capacitación previa.
  5. Identificar a la especie que atacó (puedes tomar foto si aún está presente, o si murió, capturarla de manera cuidadosa).
  6. Si no encuentras o identificas a la especie, trata de retirar a la persona de la zona, ya que aún puede estar cerca el atacante.
  7. No hagas cortes o trates de succionar el veneno de la herida.
  8. Inmoviliza la zona afectada e inicia el traslado de forma inmediata (pausada pero constante) a fin de no lesionar más a la persona.
  9. Si cuentas con los medios necesario, puedes tomar una foto de la herida inicial, registrar la hora del ataque y recabar datos del afectado.

Así que ya lo sabes, lo importante es prevenir.